“HUMILDAD Y TRANQUILIDAD”

Es lo que destaca Marcone de este Lanús puntero que no afloja y que se afianza cada fecha como un serio candidato a ganar la Zona 2. “Estar en boca de todos es algo lindo y nos llena de orgullo, pero no logramos nada y sabemos que si bien venimos bien, hay que seguir así”, manifestó el volante central, que recuperará la titularidad para recibir el sábado a Banfield.

IVÁN MARCONE 06

El campeonato entra en su etapa decisiva, en la siempre difícil recta final, y Lanús no afloja su marcha en la cima de la Zona 2. Tampoco lo hace Estudiantes, que a fuerza de victorias le pisa los talones y se mantiene a la expectativa de un traspié para alcanzarlo. A falta de cinco fechas, se viene una prueba de fuego para los equipos que aspiran a alcanzar la gran final: los clásicos. De esa manera, el Granate recibirá el sábado en La Fortaleza a Banfield, al que viene de derrotar hace pocas semanas en su estadio. Y para este choque barrial -y trascendental- Jorge Almirón recuperará a una pieza clave de su andamiaje: Iván Marcone.

“No importa cómo llega cada equipo, eso queda de lado. Nosotros estamos bien, en racha positiva y en la punta; y ellos vienen de un triunfo. A la hora de jugar esto no tiene mucha importancia. Estamos muy confiados de lo que hacemos y sabemos que si lo llevamos a cabo, tendremos muchas chances de ganar”, explicó el volante central, que vio desde afuera la agónica victoria sobre Atlético de Rafaela por suspensión. Y en ese sentido, valoró: “Hay veces que jugando bien no te alcanza. Ellos después de hacer su gol nos invitaron a otro juego y el equipo estuvo preparado”.

“Ojalá mi primer gol en Lanús llegue el sábado, tengo muchas ganas, pero el primer objetivo es que gane el equipo”.

Tras perder el invicto frente a Racing en la 7ª fecha, el Granate hilvanó cuatro victorias consecutivas para afianzarse como un serio candidato a obtener su zona, no sólo por los resultados sino por la manera de conseguirlos. “Estar en boca de todos es algo lindo y nos llena de orgullo, pero siempre con humildad y tranquilidad. Aún no logramos nada y sabemos que si bien venimos bien, hay que seguir así”, destacó Marcone. Y ponderó la campaña del Pincha, su inmediato perseguidor: “Es bueno que haya alguien que te siga, te meta presión y no te deje aflojar. Cuando uno saca mucha ventaja es muy probable que se relaje. Dependemos de nosotros”.

La palabra de Marcone