DOS AMISTOSOS A LA VISTA

Bruno Russo

, NOTAS

Sujeto a que no llueva como está pronosticado, Lanús jugará su primer partido de verano este sábado a partir de las 9 ante Villa Dálmine en la Fortaleza. Otro grupo entrenará y viajará a Santa Fe para enfrentar el domingo a Central. Volvió Di Renzo, Canuto y Braghieri retiraron sus pertenencias en señal de despido y Alejandro Silva trabajó con el grupo, a la espera de que se resuelva su pase a Independiente.

Atrás quedó la pretemporada en Pinamar. Tras disfrutar del jueves libre para reponer energías, el plantel de Lanús que conduce Ezequiel Carboni se reunió esta mañana en el Polideportivo de Arias y Guidi para retomar los trabajos.

En el plano estrictamente futbolístico, la pelota empieza a rodar para el Granate este fin de semana. Por un lado, este sábado a partir de las 9 jugará el primer amistoso de verano ante Villa Dálmine en la Fortaleza, siempre y cuando no llueva como está pronosticado. Será a puertas abiertas para los socios.

A su vez, otro grupo entrenará en las canchas 4 y 5 para luego viajar en micro a Santa Fe, donde el domingo a las 20.10 chocarán contra Central en cancha de Colón. El árbitro será Fernando Rapallini, que estará acompañado por Diego Bonfá (asistente 1), Ezequiel Brailovsky (asistente 2) y Mauro Biasutto (cuarto árbitro). Televisará en vivo TNT Premium.


NOVEDADES DEL DÍA

Diego Braghieri pasó por el club para despedirse de sus compañeros y retirar pertenencias. Hoy viaja a Colombia para sumarse a Atlético Nacional, el equipo de Almirón. El Granate vende el 50% que tenía de su ficha (la otra mitad le pertenece a Central). Baja más que sensible para Carboni.


Ignacio Canuto es otro que también se llevó sus pertenencias bien temprano y se va para Victoria, donde en las próximas horas será anunciado como refuerzo de Tigre. La operación se concreta a préstamo por seis meses, el período que le quedaba de vínculo con Lanús.


Gonzalo Di Renzo tuvo su primera práctica bajo las órdenes de Carboni en su regreso a Lanús. Estuvo seis meses a préstamo en Patronato, donde jugó ocho partidos -tres como titular- y acumuló 353 minutos en cancha, sin anotaciones.


– Alejandro Silva trabajó hoy con el grupo y se fue del club sin hacer declaraciones. Al parecer su llegada a Independiente está en stand by: los dirigentes del Rojo quien ver cómo avanza el mercado para confirmar la compra, que ya tiene acuerdo en los números. La operación se haría por una cifra que ronda los 2,3 millones de dólares y se puede demorar por el arreglo económico con Olimpia, el otro club dueño de su pase (25%).